Header Banner
Header Banner

Celia Quílez

Celia Quílez
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

El amor es respirar al ritmo de toda la humanidad

Siempre he pensado que uno debe cuidarse de aquellos que saben escribir; tienen la capacidad de enamorar sin siquiera tocar.  Al margen del lector ¿por qué escribes?

Escribir es darle valor a las palabras. Cada palabra es única. Uno de mis libros favoritos es un diccionario de sinónimos muy antiguo que me regaló mi madre hace años. Siempre lo llevo conmigo. A menudo me entretengo leyendo palabras, pronunciando palabras, imaginando la forma que tienen ciertas palabras… Escribo para darle valor a algo que muchos dan por sentado. El lenguaje es una bella herramienta de comunicación. Escribo para comunicarme con el mundo, pero también para comunicarme conmigo misma. Escribir es terapéutico.

 

“Deberíamos volver a ser nómadas. ¡Yo quiero ser nómada!”

 

“La muerte es algo que no debemos temer porque, mientras somos, la muerte no es y cuando la muerte es, nosotros no somos” (Antonio Machado) Si te preguntara… ¿cuál crees que es el sentido de la vida?

La vida es un camino. Cada uno traza el suyo. El único sentido de la vida es caminar. Cuando uno camina aprende que todo es temporal. La vida es movimiento. Deberíamos volver a ser nómadas. ¡Yo quiero ser nómada! La vida es aprender a desapegarnos de todo lo que nos rodea, y entender que lo que vivimos en un pasado nunca más se va a volver a repetir. Caminar es simbólico. El vagabundo, el peregrino, el trotamundos y aquel que callejea por las calles de una ciudad saben que se dirigen hacia algún lugar, pero ¿hacia dónde? Ese lugar es incierto, pero no por eso dejan de andar. Es como la muerte. Todos sabemos que está allí, a lo lejos. Pero, ¿dónde exactamente? Camina y lo verás.

 

“Cuanto más flexible sea tu mente, mejor bailarás”

 

Creo firmemente que la felicidad es una decisión y sobre todo una actitud ¿de qué depende la tuya?

¿Realmente sabemos qué es la felicidad? Yo, no lo sé. No me considero una persona feliz. Solo sé que vivo, que estoy aquí. Y…de vez en cuando me siento en un banco. Desde allí observo lo que me rodea. A lo lejos hay un chico que toca la guitarra y, junto a él, una joven que baila. ¡Qué hermoso! Yo quiero bailar. Mi cuerpo empieza a vibrar. Me levanto y con algo de timidez me acerco a ellos. Les sonrío y hago un gesto con las manos en señal de gratitud. Su dicha es contagiosa. Me quedo un rato allí, junto a ellos. Luego, me marcho. Camino, y siento que los ojos se me humedecen. Miro al cielo. Miro al frente. Miro a los lados. Respiro hondo. Me siento como un niño pequeño al que todo le sorprende. Puede que lo que haya visto sea algo cotidiano, pero ¿acaso no es precioso? Lo que siento es…sí, probablemente sea felicidad.

 

Bailo poniendo inteligencia y corazón a mis pies. Bailo, torpe, más no necesito ser entendida ni aceptada. El eco del miedo se aleja y el éxito está garantizado. Es sencillo, solo hay que bailar. ¿Y tú por qué lo haces?

Cuando bailo siento júbilo. El cuerpo puede ser algo limitante o, en su opuesto, algo que nos permita comunicarnos con el espacio y la gente. Bailar al ritmo de la música es liberador, pero a veces se idealiza demasiado. Bailar puede ser duro, agotador e incluso represivo. Es fácil para el que está en una fiesta y, al escuchar una canción, se pone a bailar. Pero para aquel otro que está en una escuela de danza o en una compañía de baile puede convertirse en un tormento. A veces, el bailarín profesional se olvida de ese goce primitivo, festivo. Puede ser muy frustrante sentir que el cuerpo sigue rígido. La clave está en la mente. Cuanto más flexible sea tu mente, mejor bailarás.

 

“Si queremos cambiar como sociedad deberíamos preguntarnos cuáles son nuestros miedos”

 

Uno llega al súmmum de su estupidez cuando rechaza algo de lo que ni siquiera sabe o no se ha molestado en saber. ¿Por qué la humanidad no se pone de acuerdo?

Rechazamos aquello que no entendemos porque lo que no entendemos nos da miedo. Si queremos cambiar como sociedad deberíamos preguntarnos cuáles son nuestros miedos. ¿A qué le tengo miedo? Y, tú ¿a qué le tienes miedo? Pregúntatelo a ti mismo. Pregúntaselo a los demás. Al final, lo que uno descubre es que todos tratamos de vivir como podemos y que los miedos se comparten. Mira más a menudo a los ojos de los demás. No busques tener la razón. Cuando la humanidad acepte su diversidad, entonces empezará a vivir en comunión.

 

El niño hizo de la piedra un juguete, el violento un arma, el artista una escultura, el despistado un tropiezo, el arquitecto un edificio, el suicida se la ató al cuello y yo me senté sobre ella a observar lo que llevaba dentro. Celia ¿qué es el amor?

El amor es respirar al ritmo de toda la humanidad. No creo en el amor de pareja. Éste es posesivo, fronterizo, superficial… El amor es lo que siento cuando ando en comunión con todos. A su lado, pero no delante ni detrás. El amor no entiende de hombres ni de mujeres. El amor es dejar de lado mi ego, “mi yo”, “mi historia de vida”, y en lugar de hablar, escuchar. El amor es sentarte al lado de alguien y, en silencio, sin palabras, decirle que le quieres. ¿Cómo? El amor no entiende de distancias. Una respiración al compás de la de los demás puede transmitir mucho más que un “te quiero” superficial.

 

¿Y si sonreímos? es un día excelente para hacerlo ¿no crees?

Algunos no ven la diferencia entre sonreír y no sonreír. Pero una sonrisa puede cambiar la vida de otra persona. ¿Por qué no sonríes? Reconozco que lloro más que río. Me da vergüenza ir por la calle sonriendo. Los demás (¿quiénes?) pueden pensar que trato de flirtear con ellos o que estoy loca. Pero cuando me cruzo con alguien que me sonríe, hay algo en mi interior que cambia. Y entonces, sin darme cuenta, yo también ando sonriendo. ¿Quién se atreve a ser el primero? Atrévete.

Una entrevista de Ana Quintana

CELIA QUÍLEZ

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.

Artículos relacionados

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR